Comunicación Epistemología Literatura y Ciencia Neurociencia Viajes

El lenguaje modela nuestros pensamientos II

Hemos visto en un post anterior algunos ejemplos acerca de cómo el lenguaje que hablamos afecta nuestra manera de pensar y de percibir el mundo. En esta segunda (y última) entrega veremos que la lengua que hablamos altera tanto la manera en que nos percibimos a nosotros mismos, como la forma y las circunstancias en que recordamos un determinado suceso.

La manera en que describimos ciertos acontecimientos varía de una lengua a otra y por lo tanto varía también lo que recordamos acerca de dicho suceso. Si invitamos a un amigo a casa y accidentalmente rompe un jarrón, lo más probable es que, después de un tiempo, digamos “el jarrón se rompió“. Algo similar dirían los amigos japoneses (aunque, obviamente, en japonés). Sin embargo, las personas angloparlantes tienden a formular frases en términos de personas haciendo cosas; ellos dirían en este caso “David broke the vase“. Ante un hecho accidental, las personas angloparlantes recuerdan mejor que los hispano-hablantes o los japoneses quién ha sido el autor de ese suceso. Ahora bien, si nuestro amigo hubiese roto el jarrón de manera intencional, no se hubiera librado de los insultos correspondientes y todos (japoneses, angloparlantes e hispanohablantes) hubiesen recordado exactamente quién fue el responsable. Nuestra memoria es un relato, y el lenguaje que usamos para construir ese relato determina dónde y en qué fijamos la atención.

Otro ejemplo interesante tiene que ver con las palabras que utilizamos para nombrar los números y su influencia en la capacidad para aprender y recordar. En algunas lenguas (por ejemplo Mandarín) las palabras utilizadas para los números revelan la estructura en base 10 del sistema numérico de manera más transparente que en otras lenguas (como el Español o el Inglés). Esto hace que en ciertas lenguas los niños aprendan más rápido y con menos dificultades el sistema numérico y sus operaciones básicas. Además, la cantidad de sílabas que tienen las palabras que nombran los números, determina la facilidad (o dificultad) para recordar (por ejemplo) un número de teléfono o para realizar operaciones mentales.

Por último, pero no menos sorprendente, es el hecho de que la lengua que hablamos puede incluso afectar cuán pronto los niños/as se dan cuenta si son hombres o mujeres. En 1983, Alexander Guiora, de la Universidad de Michigan, estudió a tres grupos de niños/as cuya lengua materna era el Hebreo, el Inglés o el Finlandés. En Hebreo el género está muy presente en la lengua; incluso tienen dos palabras para decir “tu” dependiendo del género de tu interlocutor. En Finés, no existen diferencias de género; y el Inglés está en algún lugar en medio de las otras dos lenguas. Los niños/as que crecieron en un entorno de hebreo-parlantes, “descubrieron” su propio género aproximadamente un año antes que los que crecieron en un entorno finés-parlante. Los niños/as que se desarrollaron en un entorno angloparlante lo hicieron en un tiempo intermedio.

Cada grupo humano, cada tribu, utiliza su lengua para describir el mundo que habita. Cada lengua proporciona a ese grupo las herramientas cognitivas para comprenderlo y encierra a su vez el conocimiento y la visión del mundo desarrollados en esa cultura durante miles de años. Cada lengua determina la manera en que el mundo es percibido, categorizado y ordenado; la manera en que le asignamos un sentido. Las investigaciones en torno a cómo el lenguaje modela nuestros pensamientos permitirá comprender mejor la manera en que generamos conocimiento y el modo en que construimos la realidad. Permitirá, en definitiva, comprender la esencia humana y comprendernos a nosotros mismos.

Fuente: How Language shapes thought – Scientific American 02/2011, 63


2 comments on “El lenguaje modela nuestros pensamientos II

Y tú... Qué opinas?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: